29 jul. 2011

BLINI DE CEBOLLA CARAMELIZADA CON TARTAR DE FRUTAS Y POLLO - RETO FILM&FOOD


Un mes más estamos aquí con el reto de Film & food, unos retos geniales, que las chicas de este blog nos los hacen cada mes más divertido.
En cuanto leí la temática de este mes, me encantó. Se basaba en una escena de la película Bon Appétit, en la que el protagonista tiene que hacerle la cena a la chica con lo que tiene en el armario (pasta, naranjas, huevos y caramelos de menta) y consigue hacer un plato maravilloso. ¡¡ Qué envidia, dios mio!!. Yo abro 50.000 veces la nevera y nunca se me ocurre que hacer.....
El caso es que las chicas de Film & food pensaron que sería divertido darnos los ingredientes que teníamos en nuestras cocinas y ....... a pensar. No podíamos utilizar nada más y , de verdad, chicas, que fue divertido darle vueltas a los ingredientes para hacer algo original.








Ingredientes:
1/2 sandía en daditos
1 melocotón en daditos
300 gr. queso fresco
200 ml. de leche
1 pechuga de pollo en daditos
1 huevo
1/2 lechuga iceberg en juliana
3 patatas
1 cebolla
1 diente de ajo
250 gr. macarrones secos (fue lo único que no utilicé)
1 pizca de sal
2 o 3 cdas. Azúcar
20 gr. Harina 
Agua
Aceite/mantequilla



Elaboración:
En una sartén con un poco de aceite poner a pochar la cebolla cortada en juliana. Cuando esté transparente, añadir 2 o 3 cdas. de azúcar y dejar caramelizar unos minutos. Escurrir y reservar.
En esa misma sartén dorar el pollo. Reservar.
En un bol con agua poner a cocer las patatas hasta que las pinchemos y estén blandas. Escurrir, pelar y reservar.
Batir las patatas con la cebolla, la harina, la leche, el huevo, 1 pizca de sal y 1 nuez de mantequilla hasta que esté homogéneo.
En una sartén a fuego fuerte poner 2 o 3 cdas. de la masa anterior y hacer los blinis por los dos lados. Reservar.
Mientras, en un bol, juntar la sandía con el melocotón, el pollo y la lechuga y aliñarlos con aceite, sal y el ajo muy picado.  
Montar el plato poniendo un blini y encima el tartar de frutas aliñado.




Ya sé que los blinis llevan levadura pero como no era un ingrediente de los de la lista, lo suprimí y eché más cantidad de masa para que quedaran gorditos.
Sé también que siempre os digo que están buenísimos pero de verdad, que esta vez nos pareció un picoteo para una cena de verano, espectacular.
Ya estoy esperando el próximo reto.
Besos

25 jul. 2011

TRIFLE


Whole Kitchen en su Propuesta Dulce para el mes de julio nos invita a preparar un postre clásico británico: trifle


Lo siento, pero la entrada de hoy va a ser muy muy cortita y rápida. Acabamos de llegar de una excursión familiar (son las 20:30h.) y me he dado cuenta de que hoy tenía que publicar, así que, aquí estoy, corriendo a escribir mi receta.
Menos mal que ya la tenía hecha y fotografiada por que si no, no sé lo que habría hecho.
Este mes es un postre que me gustó mucho. La combinación de natillas, nata y fruta, es deliciosa. Nos gustó a todos.




Ingredientes:
8 magdalenas
3 o 4 melocotones pelados y troceados
3 o 4 plátanos pelados y cortados en rodajas

1 taza de natillas recién hechas
250 ml nata líquida

2 cdas. de azúcar glass
50 cl. agua
2 o 3 cdas. azúcar
1 chorrito de vino dulce (o cualquier otra bebida que os guste)
Virutas de chocolate (opcional)


Elaboración:
Poner en un cazo el agua con el azúcar normal y dejar a fuego medio unos 5 minutos para que se haga una especie de almíbar. Cuando pase el tiempo, añadir el vino a gusto de cada uno. Reservar
Montar la nata con el azúcar glass y reservar.
Llenar el fondo de los vasos con las magdalenas troceadas y mojarlas bastante con el almíbar que hemos preparado.
Echar una capa de natillas y encima poner una capa de plátanos y otra de melocotón.
Repetir esta operación hasta que casi se llene el vaso. Entonces poner encima una buena capa de nata. 
Decorar con las virutas de chocolate.




A los niños les encantó, aunque a ellos no les puse el vino. 
Podéis utilizar la fruta que os guste más y si lo queréis hacer rápido para una visita de esas imprevistas solo tenéis que cambiar las natillas y la nata por natillas envasadas y nata ya montada. También queda genial (os lo digo porque lo probé).
La próxima prometo contaos más cosas... como.... dónde he estado de excursión y os enseñaré alguna foto.
Besos

20 jul. 2011

GAZPACHO DE AGUACATE


Esta receta es mi aportación al reto mensual de Memories d'una cuinera. Este mes el tema eran los gazpachos o salmorejos y como yo ya había publicado mi receta de salmorejo, decidí preparar un gazpacho distinto al de siempre. Como siempre me puse a darle vueltas a la cabeza.
La inspiración me vino de la mano de una de esas revistas viejas que ya os he comentado que me traje de casa de mi hermana. La verdad es que están dando mucho de sí.
Ahora que poco a poco, aquí muy muy poco a poco, va saliendo el sol, apetecen este tipo de platos fresquitos y rápidos. Los dejas hechos por la mañana y cuando subes de la playa los tomas bien fresquitos.
Así que no me lo pensé dos veces, esta tenía que ser mi receta.




Ingredientes:
3 aguacates
4 yogures naturales
1/2 pepino
1 tomate
1/2 pimiento verde
1/2 cebolleta
1/2 diente de ajo
2 cdas. aceite de oliva
2 cdas. vinagre
2 cdas. zumo de limón
Sal y pimienta negra

Elaboración:
Pelar los aguacates y retirarles el hueso.
Batir con la batidora los aguacates con el ajo, el aceite, el zumo de limón, los yogures, el vinagre y una pizca de sal hasta obtener una crema muy suave. Reservar en el frigorífico.
Mientras lavar el resto de las verduras y picarlas en dados muy pequeños. Sazonar con sal y pimienta y echarles un chorrito de aceite.
A la hora de servir, echar la crema en vasos (si los metéis en el frigorífico antes, mejor) y adornar por encima con las verduras que habíamos picado y una rodaja de pepino.




Servir muy frío. Si no os gusta mucho el ajo, en vez triturarlo dentro de la receta, podéis solo untar con un poco los vasos que vayáis a utilizar.
Besos

19 jul. 2011

MAMI LOU CUPCAKE


Un nuevo local ha abierto sus puertas en Bilbao. En cuanto me enteré, no pude dejar pasar la ocasión de ir a conocerlo.



En Bilbao, no existe ningún local de este tipo y la verdad, es que los que entramos a diario en el mundo de la cocina, echábamos de menos algo parecido.
El sitio no nos defraudó para nada, es más nos encantó.
No sé muy bien si fue la maravillosa decoración, la variedad de cupcakes que tenía o la simpatía de sus dueños y la calidez con que te tratan.
Conocimos a Natalia a través de una amiga común por facebook, le comentamos que íbamos a bajar y la verdad es que nos recibió como si nos conociera de toda la vida. Pero es que ese es el ambiente que se respira allí. Los ves tratar a los clientes y es como si estuvieran en casa.



Su marido Alain (que a pesar de su nombre no es vasco, sino Belga) es el repostero del local, todos los días llega a las 5 de la mañana a preparar los dulces y Natalia es la que decora los cupcake. En consecuencia, una maravillosa combinación que hace que se te haga la boca agua nada más entrar por las puertas.



Es un local pequeño pero que vayas a la hora que vayas, está siempre lleno.
Tienen una deliciosa carta de dulces, cafés, tés, cervezas distintas, zumos, una carta de vinos especiales maravillosa,... en fin, ya veis que tienen un poco de todo. Y lo mejor de todo es que tienen muchas ganas de hacer cosas nuevas.
Están pensando en cursos de cara al invierno y muchas otras posibilidades. Yo ya estoy esperando esos cursos para ser la primera en apuntarme.
Os dejo el enlace de su página de facebook para que los visitéis virtualmente. http://www.facebook.com/pages/Mami-Lou-Cupcake/197475990299636
De verdad, si pasáis por aquí, no dudéis en pasaros por su local. Os gustará, os lo aseguro
Besos

18 jul. 2011

PAELLA PARA PRINCIPIANTES CWK


Whole Kitchen en su Propuesta Salada para el mes de julio nos invita a preparar un clásico de la cocina española, la Paella. 


Lo primero de todo es pedir perdón a todos los paelleros del mundo, por la paella que están a punto de ver. Y es que, empeño le puse y mucho, pero debo de reconocer que a mis 40 años (ya dentro de poco 41) era la primera vez que hacía una paella.
¿Cómo es posible? os preguntaréis. Pues es fácil, la paella no me gusta demasiado y viviendo mi madre en casa con nosotros es un plato que ella ha preparado siempre y no yo. 
Cuando hemos ido al monte a hacer alguna paellada, yo nunca he estado en el grupo de los cocineros porque siempre había alguien que le salían muy bien y él o ella se encargaban, así que han ido pasando los años y, en fin, no la había preparado nunca.
Pero lo he intentado, que al fin y al cabo es de lo que se trata este reto, y no me salió nada mal.
Imagino que algunos os estaréis haciendo cruces al verla, que se abstengan de mirar los valencianos, pero la verdad, es que estaba buena. Simple pero buena
La he querido llamar "para principiantes" porque es muy básica y seguro que por el mundo hay más de uno como yo, que es su "primera vez", así que sin complicaciones y sin tropezones como dice Joseba que no le hace mucha gracia todas las cosas que le echa la gente a la paella.








Ingredientes:
1/2 chalota (puede ser cebolla normal)
1/2 pimiento verde
1/2 pimiento rojo
2 calamares grandecitos
1 pechuga de pollo entera
1 lata de champiñones
Arroz ( yo eché un puñado para cada uno)
Gambas (las que queráis, depende de cuánto os gusten)
Caldo de ave
Sal y Aceite
Unas hebras de azafrán o colorante alimenticio


Elaboración:
En una paellera al fuego con un poquito de aceite  poner a pochar la cebolla y los pimientos picaditos finos.
Cuando estén blandos añadir los calamares y el pollo en trozos y rehogar un poco. Después echar los champiñones escurridos y el azafrán. Dar unas vueltas y añadir el arroz. 
Rehogar unos segundos y salar.
Añadir el caldo de ave, primero hasta que el arroz esté cubierto, y a lo largo de la cocción, si se seca y sigue duro, añadir poco a poco más hasta que el arroz esté cocido. Unos 30 minutos más o menos.
Justo al final poner por encima las gambas y meter al horno con el grill encendido un par de minutos.








Está buena, y no tiene complicaciones, lo que os decía.... "Para principiantes como yo".
Besos

15 jul. 2011

SORBETE DE SANDIA Y CITRICOS


Cuando volví de casa de mi hermana, me traje unas cuantas revistas antiguas de cocina que tenía por ahí.
Ella es muy aficionada a la decoración, así que compra una conocida revista de decoración que siempre viene acompañada de otra de cocina. Ella se quedó las primeras y yo me traje las segundas.
Cuando vi esta receta en una de ellas, supe que la iba a hacer para La receta del 15 de Els fogons de la bordeta de este mes. Por lo sencilla y refrescante que es.
Nos gustó mucho, sobre todo a los peques, ya que sabe igual que la sandía fresca y es una fruta que les encanta.




Ingredientes:
1/2 kg.  sandía
1/4 kg. azúcar
El zumo de 1/2 naranja
El zumo de 1/2 limón
1/4 l. agua
Galletas (yo usé integrales pero podéis usar las que tengáis en casa)

Elaboración:
Poner en un cazo el azúcar con el agua y llevarlo a ebullición. Bajar a fuego lento y dejar cocer unos 10 minutos. Apartarlo y dejar enfriar completamente.
Mientras, cortamos la sandía, le quitamos la piel y las pepitas y la trituramos. La pasaremos por un chino para que se quede bien fina y así, eliminar cualquier semillita que quede.
Mezclar con el almíbar que habíamos preparado y los zumos.
Verter sobre un recipiente, a poder ser metálico, y meter al congelador durante al menos 4h.
A lo largo de este tiempo iremos sacando y batiendo la mezcla varias veces, para evitar que se cristalice.
A la hora de servir. Sacar del congelador un rato antes para que sea más manejable.
Romper unas galletas y ponerlas en el fondo de la copa con el sorbete por encima.


Podéis sustituir las galletas por trozos de sandía o cualquier fruta si queréis hacerlo más ligero.
Espero que os guste.
Besos

13 jul. 2011

ESPINACAS EN COCOTTE

He vuelto. 
Sé que he estado muchos días sin aparecer por aquí, aunque sí lo he hecho por vuestras cocinas, pero es que no me he sentido muy bien estos días.
No os voy a meter el rollo de mi vida. Solo deciros que no me he encontrado con mucho ánimo para cocinar ni publicar, sin ningún motivo en concreto, no os asustéis, simplemente estoy pasando por una de esas etapas de la vida en las que no tienes muchas ganas de nada. 
Me ha pillado de sorpresa porque yo normalmente en verano y de vacaciones soy la persona más feliz del mundo, pero este año no ha sido así.
Todo pasa y sé que en unos días seré la misma "culo inquieto" de siempre y estaré dándole la vuelta a la cocina y haciendo "experimentos" a diestro y siniestro. Ya veréis.
Quiero daros las gracias a todos los que os habéis preocupado por mi hermana. Deciros que sólo fue un susto. 
Que lo que podía haber sido malo, no lo fue y que se recuperó como una campeona (al día siguiente estaba de compras conmigo por ahí). Así que a todos, muchas muchas gracias.
Y sin más rollo vamos a por la receta.



Ingredientes:
4 huevos (uno por persona)
400 gr. espinacas
100 ml. nata líquida
4 rebanadas de pan (una por persona)
6 lonchas de bacón
1/2 chalota
Sal
Pimienta molida
Nuez moscada
Aceite

Elaboración:
Poner en una sartén con un poco de aceite a pochar la chalota picada fina. Cuando esté transparente agregar las espinacas lavadas y rehogar. Una vez estén tiernas, agregar el bacón picado fino y rehogarmos. Debemos dejar 4 medias lonchas de bacón para decorar (una por cocotte).
Añadir entonces la nata y echar sal, pimienta y nuez moscada al gusto. Dejar reducir y reservar.
Freir el resto de las lonchas de bacón hasta que estén crujientes y reservar.
Tostar cada rebanada de pan (vale cualquier pan, incluso pan de molde) y ponerla en el fondo de la cocotte.
Añadir encima la crema de espinacas que hemos reservado y un huevo en cada uno.
Metemos al horno a 180º hasta que veamos que el huevo esté cuajado.
Servir caliente con una loncha de bacón crujiente.

Acordaos de echarle un poco de sal al huevo antes de servirlo (a mí se me olvidó). 
Ya sé que es una receta sencilla de toda la vida, pero quería probar los cocottes que me habían tocado en el sorteo que hizo Luisa en su maravilloso blog Cocinando con mi carmela. Gracias de nuevo, Luisa.
Besitos y prometo volver pronto.